¿Cuál es la diferencia entre malware y virus?

Seguramente te encontrarás con términos como malware vs virus cuando investigas sobre la seguridad de un sitio web. Ambos términos a menudo se usan indistintamente, pero la verdad es que son ligeramente diferentes entre sí.

En este artículo, aprenderás la diferencia entre los dos. Aprenderemos sobre los diferentes tipos de malware que existen y los pasos que puedes seguir para proteger tu sitio web contra ellos.

TL; DR

Si sospechas que tu sitio web contiene malware, límpialo de inmediato. Debes instalar algún complemento de eliminación de malware de WordPress. Estos escanearán tu sitio y lo limpiarán en poco tiempo. Además, los complementos te ayudarán a fortalecer tu sitio web contra futuros ataques de hacking.

¿Cuál es la diferencia entre malware y virus?

Malware es un término general que se refiere a cualquier software malicioso. Este se crea con el motivo de causar daño a un sitio web o robar los recursos de un sitio web.

Existen diferentes tipos de malware. Un virus es un tipo específico de malware. Es un código contagioso que puede inyectarse en archivos y carpetas de un sitio web. Un virus funciona como un parásito. Puede replicarse y extenderse a otros archivos y carpetas de tu sitio web.

Pero, ¿por qué los virus y el malware se confunden con tanta frecuencia?

Para responder a eso tenemos que mirar hacia atrás a la década de 1980.

El primer software malicioso apareció en los años 80. Era un programa que infectaba sistemas informáticos. El término ‘virus informático’ se usó para describirlo.

Hemos recorrido un largo camino desde los años 80. Ahora hay diferentes tipos de software malicioso que infecta los sistemas. Además de los virus informáticos, hay gusanos, troyanos, adware, etc.

El término ‘malware’ fue acuñado para incluir todo tipo de software malicioso. Pero dado que el término “virus” ya estaba arraigado en la mentalidad colectiva, ambos términos se han utilizado con frecuencia de manera intercambiable.

Es importante tener en cuenta que hay malware que infecta sitios web y hay malware que infecta dispositivos como computadoras y teléfonos inteligentes.

Ya sea que se trate de un malware de sitio web y de computadora, el motivo es causar daños o utilizar los recursos del host.

Malware es un término general que se refiere a cualquier software malicioso que se crea con el motivo de causar daño a un sitio web.

Así que ahora sabemos que hay diferentes tipos de malware. El virus es solo un tipo de malware. Veamos los otros tipos de malware:

¿Cuáles son los diferentes tipos de malware?

Como mencionamos, el malware es un término general utilizado para muchos tipos diferentes de programas maliciosos. Veamos los 6 tipos más comunes de malware encontrados que podrían infectar tu sitio web. Estos son:

    1. Virus
    2. Gusanos
    3. Troyano
    4. Secuestro de datos
    5. Adware y Spyware
    6. Scareware

1. Virus

Un virus es un fragmento de código malicioso que se puede inyectar en un archivo o una carpeta. Funciona como un parásito. Puede replicarse y extenderse a otros archivos y carpetas de tu sitio web.

2. Gusanos

Este es un malware diseñado para destruir un sistema. Busca vulnerabilidades, la explota y luego se traslada a un sistema host diferente. En un entorno de alojamiento compartido, puede moverse a través del servidor destruyendo un sitio web tras otro.

3. Troyano

Un troyano es una aplicación que contiene códigos maliciosos. La aplicación puede funcionar de forma no maliciosa, pero su verdadera intención estará oculta hasta que se active.

Tomemos, por ejemplo, un complemento hackeado que tiene un troyano oculto en su interior. Cuando instalas y activas el complemento en tu sitio web, también se activa el código malicioso. Los troyanos se utilizan a menudo para plantar una puerta trasera mediante la cual los hackers pueden acceder a tu sitio web sin tu conocimiento.

Como habrás adivinado, el nombre Troyano proviene del Caballo de Troya. Al igual que el Caballo de Troya, el malware troyano persuade y engaña a los usuarios para que lo ejecuten voluntariamente.

Muchos escáneres de detección de malware no pueden detectar troyanos porque a menudo se los confunde como no maliciosos. Empero, hay complementos que están diseñados para identificar dicho malware, estos pueden encontrar y alertar a los usuarios al respecto.

4. Ransomware

El malware más notorio en nuestra lista es el ransomware. Puede bloquear tu sitio web por completo, evitando que cualquier usuario del sitio acceda a él. Los ciberdelicuentes pueden dejar un mensaje para el propietario del sitio exigiendo un rescate, generalmente en bitcoins u otros tipos de criptomonedas que no se pueden rastrear.

5. Adware

El adware, como su nombre indica, es publicidad maliciosa. Aparece en sitios web sin el conocimiento de los propietarios del sitio. El motivo es generar ingresos gracias a la popularidad de tu sitio web.

Los adwares pueden aparecer como ventanas emergentes o también pueden aparecer en el encabezado del sitio infectado.

6. Scareware

Como su nombre indica, el motivo del scareware es asustar al usuario para que tome medidas. La mayoría de nosotros hemos visto scareware. Aparece como una ventana emergente y te advierte de manera agresiva que tu sistema informático o teléfono inteligente está hackeado y debe limpiarse de inmediato.

La intención principal es empujar al usuario a comprar un producto antimalware. De esta manera, los ciberdelincuentes intentan usar tu sitio web para vender productos y ganar dinero rápidamente.

Con eso, hemos llegado al final de los tipos de malware común.

Al buscar herramientas de seguridad de para sitios web, puedes utilizar herramientas antivirus y antimalware.

Es natural preguntarte cuáles son las diferencias entre antivirus y antimalware. Respondemos esa pregunta en la siguiente sección.

¿Cuál es la diferencia entre antivirus y antimalware?

Antivirus y antimalware son esencialmente las mismas herramientas. No hay distinción entre los dos.

Puede pasar por tu mente que las herramientas antivirus solo pueden limpiar virus y ningún otro tipo de malware, pero eso no es cierto. Las compañías de software de seguridad usan los términos antivirus y antimalware indistintamente. Por lo tanto, las herramientas antivirus y antimalware son esencialmente las mismas cosas. Pueden eliminar todo tipo de malware de tu sitio de WordPress.

Hay mucho software anti-malware para elegir, pero no todos son efectivos.

¿Cómo usar Anti-Malware para proteger tu sitio web de malware y virus?

Hablamos de troyanos en la sección anterior. Los troyanos son buenos para disfrazarse, por eso los escáneres de malware no pueden detectarlo.

Sin embargo, existen escáneres que están diseñados para encontrar malware oculto. Puedes comenzar escaneando la base de datos de WordPress en busca de malware.

    • Muchos escáneres solo buscan malware conocido, otros dan un paso adelante y analizan el comportamiento del código para determinar si es malicioso o no.
    • Algunas otras herramientas están diseñadas para escanear cada archivo, carpeta y base de datos para encontrar malware en tu sitio web.
    • Cuando encuentra malware en tu sitio web, los antimalware lo limpian en segundos para evitar cualquier tipo de escalada.
    • Además, existen suite de seguridad completas. Con este tipo de software puedes configurar un firewall y tomar medidas de protección del sitio y otras medidas de protección contra malware.

Conclusión

Si estás ejecutando un sitio web, existe una posibilidad real de que el sitio pueda convertirse en objetivo de ataques de malware.

Muchos propietarios de sitios cometen el error de pensar que su sitio es pequeño para ser un objetivo. La verdad es que los ciberdelincuentes tienden a apuntar a sitios web pequeños porque los sitios pequeños son insensibles sobre su seguridad.

Grandes o pequeños: todos los sitios web deben tomar medidas para garantizar que su sitio esté a salvo de los hackers malintencionados.

Si obtienen acceso a tu sitio, los ciberdelincuentes pueden usarlo para realizar actividades maliciosas como atacar otros sitios web, almacenar archivos, enviar correos electrónicos no deseados, etc. Al igual que proteges tu computadora de los cibercriminales, necesitarías proteger su sitio web de los ciberdelincuentes.